El Boniato y sus beneficiosos secretos para la salud

El boniato

Podríamos haberlo incluido perfectamente en nuestra lista de alimentos para el otoño, el boniato es uno de esos productos de temporada del que se suele hablar poco y escribir menos.

El boniato, ¿que es?

Batata, camote, papa dulce, kumara…, el boniato es un tubérculo que asume diferentes nombres, sobre todo, según la zona geográfica en la que nos encontremos.

El boniato

Al igual que nombres, podemos encontrar diferentes variedades de boniatos que podemos diferenciar a través del color de su piel o su pulpa. Y es que lo podemos encontrar de color blanco, naranjas, rojos o tirando a morados. En su interior, la pulpa también podemos encontrarla de diferentes colores, blanca, amarilla, naranja, roja o púrpura.

El boniato es originario de América y pasa por ser uno de los vegetales que, por primera vez, utilizó el hombre. En Europa fue introducido por Cristóbal Colon después de su primer viaje al Nuevo Mundo en 1492.

Difertentes variedades de boniatos
Diferentes variedades de boniatos. Foto: Pdemchick – Wikipedia

¿A que sabe el boniato?

A pesar de sus diferentes variedades, este tubérculo tiene el mismo sabor en todas ellas, con ligeras variaciones. Su sabor es dulce, aumentando su intensidad de dulzor en función al tiempo de cocción que le damos, a tiempos más largos, más dulce es su sabor.

¿Como se cocina el boniato?

Puedes prepararlo hervido, horneado o asado, frito, en dulces e incluso hay quien lo usa rayado en ensaladas. En Cataluña es muy típico su uso en los “panellets“, unos dulces típicos de la Fiesta de Todos los Santos.

La verdad es que tanto su textura como sabor, hacen que el boniato se pueda adaptar a cualquier receta. Podríamos decir que se puede hacer lo mismo que con una patata.

Su cocinado más habitual es asado o cocido. Metidos al horno, con su piel y todo, se convierte en un bocado dulce y sabroso, es la manera que casi todos conocemos de cocinar el boniato.

Cuando vayas a comprarlos, mira que su piel esté en buen estado, pues si han comenzado a deteriorarse o presentan zonas ya dañadas, aunque se sanee, el resto también tendrá mal sabor. Nunca lo dejes o guardes en bolsas de plástico y, para su mejor conservación, es preferible un sitio algo húmedo, ventilado y fresco, de esta forma podrán conservarse hasta una semana.

Otra recomendación es no usar el frigorífico para su conservación, éste afectará a su textura, estropeando su carne y, por lo tanto, su sabor.

Boniato frito

Otra buena opción es freírlo, como si de patata se tratara, ideal como guarnición o simplemente para picar. Por último, otra opción es crema de boniato que funciona muy bien como entrante, pero también como un magnífico postre otoñal.

Composición nutricional del boniato

Es verdad, este tubérculo se parece mucho a la patata pero, en realidad son de familias diferentes, la patata más emparentada con las berenjenas o el tomate, y el boniato es una planta de la familia de las convolvuláceas, donde se encuentran otras hierbas conocidas como las campanillas.

En primer lugar, si hablamos del contenido vitamínico, es importante el contenido en pro-vitamina A del boniato, sobre todo en las variedades de carne amarilla o anaranjada.

Además, también existe presencia reseñable en vitamina E, vitamina C y ácido fólico. Por último, decir que el boniato es buena fuente de potasio y contiene mayor cantidad de sodio que la patata.

Valores por 100 gramos de producto 
Valor energético119 Kcal
Proteínas1.5 g
Grasas0.2 g
Hidratos de carbono27.9 g
Potasio816 mg
Magnesio21 mg
Fósforo55 mg
Vitamina C17.1 mg
Vitamina A667 mcg
Vitamina B30.8 mg
Vitamina B60.3 mg
Folatos23 mcg

6 Beneficios para la salud del boniato

  1. Primero, aunque el orden no implica grado de prioridad, podemos alabar sus propiedades antioxidantes y antiinflamatorios. En este beneficio hay que tener en cuenta que el color del producto influye, por ejemplo, los de color morado o púrpura son los que presentan niveles muy superiores de estos componentes. Por si no lo sabias, los antioxidantes actúan contra los efectos dañinos de los radicales libres sobre las células.
  2. ¡Muchas vitaminas! Ya te he mencionado la presencia de vitamina A y C, y los estudios aseguran que una sola taza aporta más del  52% de los requerimientos diarios.
  3. El boniato es una magnífica fuente de fibras, por lo que su consumo te ayudará a conseguir cierta sensación de llenura. 3/4 tazas de boniato equivalen a 5 gramos de fibra, que repercute en una ralentización de la digestión y, por tanto, creando una sensación de saciedad. También mejora el tránsito intestinal, muy recomendable en la prevención del cáncer de colon, ayuda al control de la glucosa y disminuye el nivel de colesterol.
  4. Elevado contenido de beta-carotenos y vitamina A. Un solo boniato de tamaño mediano pueden suplir las necesidades diarias de esta vitamina. Además, los de color naranja intenso son una excelente fuente de beta-carotenos o provitamina A, ambos elementos asociados al mecanismo de defensa contra las enfermedades.
  5. También es destacable su aporte en minerales, en concreto su gran aporte de hierro, lo que lo convierte en un alimento muy recomendable para los veganos o vegetarianos que no consumen hierro por la vía de la carne. El boniato contiene, además, altos niveles de potasio y calcio. A estos importantes minerales se adicionan la presencia de manganeso, cobre y fósforo.
  6. Aunque podríamos pensar que por su dulzor no sería recomendable para los diabéticos, lo cierto es que tiene menor índice glucémico que la patata y por tanto eleva menos marcadamente el nivel de azúcar en sangre. Aunque los estudios aún son escaso en este área, su capacidad para estabilizar el nivel de glucosa en la sangre y reducir la resistencia a la insulina, lo haría adecuado en casos de diabetes.

En No Comas Solo esperamos que esta pequeña información sobre este magnifico producto te haya descubierto unas nuevas posibilidades culinarias con este ingrediente, además de conocer un poco más sobre las propiedades y beneficos del boniato, ahora te toca a ti, esperamos tus recetas, tu forma de prepararlo o curiosidades que conozcas sobre éste tubérculo. Puedes participar y darnos tu opinión vía comentarios o a través de tus recetas. ¡Te esperamos!

No votes yet.
Please wait...

No comments yet, be the first to leave one!

Deja un comentario

Note: Comments on the web site reflect the views of their respective authors, and not necessarily the views of this web portal. Members are requested to refrain from insults, swearing and vulgar expression. We reserve the right to delete any comment without notice or explanations.

Your email address will not be published. Required fields are signed with *

*
*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¡Únete!

¿A que te gusta la idea? Regístrate ahora mismo.

X